jueves, abril 22, 2021

Educación, Los Andes

Convivencia Escolar del DAEM de Los Andes enfoca esfuerzos en la prevención del ciberacoso

Detección de conductas de riesgo y trabajo mancomunado entre planteles educativos junto a padres y apoderados se encuentran dentro de los principales lineamientos para poder tomar las medidas correspondientes ante casos de violencia escolar en Internet.

Las redes sociales son una herramienta presente en la vida escolar, desde su uso en las aulas hasta la privacidad de los teléfonos celulares. Esta tecnología presenta valiosas posibilidades para el aprendizaje, pero también potenciales riesgos y conductas dañinas para los estudiantes, siendo una de estas el ciberacoso.

En este escenario, Carlos Meneses, encargado comunal de convivencia escolar del DAEM de Los Andes, da cuenta de la metodología de trabajo para abordar este tipo de situaciones: “El tema lo estamos trabajando hace varios años. Hay protocolos a nivel ministerial y comunal de cómo intervenir este fenómeno, eso tiene que ver principalmente en el cómo nosotros orientamos a los padres de los niños, en cómo ellos deben administrar el uso de las tecnologías de la información con ellos. Para eso se busca capacitarles continuamente con las policías, expertos en el área y con profesionales del área psicosocial especializados”.

Señales a tener en cuenta

El rol de los padres es clave para poder detectar ciertas conductas que ayuden a una oportuna intervención en pos de detener el ciberacoso, así comenta el encargado comunal de convivencia escolar, quien señala que características como el nerviosismo al momento de asistir a clases, o retraimiento súbito, son signos de alerta a considerar y si estos se presentan, el curso a proceder es entrar en contacto con los encargados de los planteles educativos para generar una acción preventiva a tiempo.

La construcción de una sana convivencia

Junto con los puntos mencionados, la prevención es sólo una de las aristas del trabajo integral que se realiza en las escuelas y liceos de la red municipal, la formación de estudiantes sanos en distintos sentidos es una prioridad, afirma Carlos Meneses.

“El refuerzo de una autoestima positiva y la motivación escolar de los niños son temas que trabajamos en convivencia escolar, porque nos pertenece a nosotros en definitiva. Es un área sensible que debe ser abordada por los equipos competentes y nos preocupamos principalmente en el cómo el estudiante obtiene ciertos recursos internos que le permitan a él ser resiliente y autónomo ante ciertas situaciones”.

 

Deja un comentario