domingo, agosto 07, 2022

Comunas, Destacado, San Felipe

Desprolijidad administrativa sería la causa de la resolución que por poco deja sin agua potable a todo el sector de Algarrobal

Visiblemente molestos y preocupados llegaron en la mañana de este martes, el gerente y el presidente de la Cooperativa de Agua Potable Rural de Algarrobal, para reunirse con el gobernador de San Felipe Claudio Rodríguez.

La resolución de la Dirección General de Aguas, que ordenó el cese inmediato de la extracción de agua desde el pozo que abastece a la cooperativa y por ende, a los más de 370 hogares de ese sector rural de la comuna de San Felipe, generó inquietud la semana pasada entre los vecinos y vecinas de ese sector. Ello, más aún considerando que el principal argumento de la resolución de la DGA, obedecía a la ilegalidad de este pozo, el que supuestamente no aparecía inscrito ni regularizado.

La historia eso si tiene un elemento extra: la denuncia que un particular hizo el año pasado en contra de la cooperativa de agua potable rural ante la Dirección General de Aguas, organismo al que se solicitaba la fiscalización de la captación de agua y la revisión de antecedentes que permitían –decía la denuncia- concluir que no estaban inscritos los derechos de aprovechamiento de aguas asociado.

El protocolo de la DGA consigna varios pasos más que la simple pero radical medida de cese de la extracción de aguas. Pues dispuso el envío de antecedentes al Juzgado de Policía Local para la aplicación de multas, la concurrencia de la fuerza pública en caso de no cumplirse la medida y la denuncia ante el Ministerio Público, para investigar el presunto delito de usurpación de aguas.

Si bien recién este martes se reunieron los representantes de la Cooperativa de Agua Potable y el Gobernador, lo cierto es que las gestiones, llamados telefónicos, correos electrónicos y además, las explicaciones de uno y otro lado, fueron y vinieron desde el minuto en que se conoció esta determinación.

El tema no es menor, primero porque todo surge por una denuncia de no se sabe quién hasta el momento. Segundo porque se habla de un pozo ilegal y la Cooperativa cuenta con toda la documentación en regla, la que este martes presentaron al Gobernador. Y tercero, porque de hacerse efectiva la resolución, todo el sector de Algarrobal se quedaría sin agua, incluidos el jardín infantil de Integra que ahí funciona y la Escuela Heriberto Bermúdez.

La reunión finalmente permitió obtener humo blanco. No hay cese del funcionamiento del pozo, aunque si varios trámites que en lo inmediato deberá realizar la Cooperativa, cuyo presidente Pedro Vega, señaló que les interesa saber también quién hizo una denuncia en su contra sin fundamentos y además, dejar en claro que ellos tienen toda la documentación en regla.

Todo hace parecer entonces, que cierta falta de rigurosidad u omisión en la entrega de antecedentes, fue lo que derivó en esta medida de la Dirección de Aguas.

Así al menos lo deja entrever el gobernador Claudio Rodríguez, quien habla de cierta desprolijidad en el proceso desarrollado cuando a partir de la denuncia interpuesta el año pasado, la DGA presentó requerimientos en contra de la Cooperativa, pero esta no respondió a los cargos y eso significó que el proceso llegara a este punto.

Por lo pronto, la Cooperativa de Agua Potable de Algarrobal deberá presentar un recurso ante la DGA en Quillota, el que será refrendado por una acción similar de la Gobernación Provincial, con la idea de dejar sin efecto esta resolución y en definitiva, regularizar este proceso a objeto de preocuparse de lo que realmente debiese interesar hoy en día, es decir, la necesidad de mejorar el sistema de tratamiento de aguas servidas.

Este miércoles por la tarde, la Cooperativa de Agua Potable de Algarrobal hizo llegar el siguiente comunicado, donde realizan sus descargos respecto al tema. Comunicado pozos

Deja un comentario