viernes, septiembre 24, 2021

Destacado

Este miércoles finalizaron atención albergues de San Felipe con positivo balance

Un balance más que positivo fue el que realizó el gobernador Claudio Rodríguez, tras la finalización de la atención que, por tres meses, brindó el albergue permanente que funcionó en dependencias del Buen Pastor, en calle María Eufrasia, en la comuna de San Felipe.

Este miércoles, con un desayuno a sus usuarios, se puso fin al trabajo iniciado en junio, cuando en atención a la necesidad de ofrecer acompañamiento, abrigo, alimentación y techo a personas en situación de calle, durante los meses más crudos por el frío y que este año además fueron los más complejos desde el punto de vista de contagios de Covid 19, se generó este espacio de atención, cuya característica principal era que operaba las 24 horas del día y los 7 días de la semana.

Una instancia que fue agradecida por los beneficiarios, entre ellos por don Guillermo, quien reconoce que permanecer en este espacio, fue casi como estar de vacaciones en la playa.

La trabajadora social Andrea Tello, coordinó el trabajo de atención en los albergues de Abraham Ahumada y María Eufrasia y según cuenta, el balance de la labor desarrollada es positiva, pues se generó un despliegue de profesionales y técnicos, tanto del área social como de la salud, que permitió cumplir con las expectativas que habían desde las autoridades, pero mejor aún, otorgó calidez y calidad en la atención a los usuarios.

Destacó en este sentido el hecho que durante este período el equipo de técnicos y trabajadores sociales, apoyó y gestionó los distintos beneficios dispuestos por el gobierno, para ir en ayuda de las familias vulnerables de nuestro país,  en este caso para estas personas en situación de calle que accedieron a ambos albergues.

El gobernador Claudio Rodríguez manifestó su satisfacción por el trabajo desarrollado, recalcando que un aspecto clave, fue generar un espacio digno para los beneficios, al tiempo que felicitó y agradeció el compromiso y profesionalismo de todos quienes se desenvolvieron en en el albergue.

Fue la congregación Buen Pastor la que puso a disposición sus instalaciones para generar este albergue para un total de 20 personas en situación de calle, que complementó el trabajo del albergue municipal y, por cierto también, el de Abraham Ahumada, donde se recibió a adultos y adultos mayores en situación de calle que tenían condición de pacientes crónicos. 

Deja un comentario