viernes, septiembre 24, 2021

Aconcagua, San Felipe, Uncategorized

Pacientes pediátricos del Hospital San Camilo reciben atención de especialista desde Francia

A través de telemedicina menores con diabetes infantil tipo 1 son controlados por una especialista en la materia

Dicen que todo en la vida tiene solución y que solo se trata de encontrarla. Esa fue la lógica que aplicó el Hospital San Camilo luego de que la Dra. Julie Pélicand, de origen francés y quien atendía el programa de pacientes pediátricos con diabetes mellitus tipo I, debiera retornar a su país, dejado a decenas de menores sin una especialista que además de mantenerlos muy bien controlados, también se había ganado su cariño y respeto por su profesionalismo y dedicación.

Lógicamente, ante su partida, la primera opción fue conseguir un reemplazo para otorgarle continuidad a la atención, sin embargo, esto  no era fácil dada la especialidad de la doctora, a lo cual se sumó la natural preocupación de los padres que veían esta partida como una pérdida irreparable dado los resultados obtenidos y el vínculo generado, por lo que comenzaron las gestiones con la Dirección del establecimiento para manifestarle sus inquietudes.

Doctora Julie Pélicand

“Como padres no queríamos perder el nexo con la Dra. Pélicand pues tuvo muchos logros, por lo que no era opción un reemplazo y se lo hicimos saber a la Dirección del recinto que entendió nuestra preocupación y se comprometieron a buscar una alternativa que nos favoreciera a todos”, aseguró Diego Loyola de la Agrupación de Padres de pacientes con diabetes tipo 1.

De esta manera, en el Hospital San Camilo comenzaron las gestiones para ver la factibilidad para poder contar con los servicios de la especialista, ahora desde Francia a través de la Telemedicina. El factor tecnológico no era el problema, pues durante la pandemia la Dra. ya atendía de manera virtual y también existen otros especialistas que están atendiendo en esta modalidad.

“El principal obstáculo era que la especialista tuviera el tiempo para seguir con el programa desde Francia y algo que no se había hecho nunca, que era realizar un contrato con alguien que no estaba en el país, pues desde el punto de vista legal e impositivo podría ser cuestionado. Sin embargo, nos la jugamos por lograrlo y realizadas todas las consultas a los órganos pertinentes, logramos la luz verde para, por primera vez, contar con un servicio médico entregado desde fuera de nuestras fronteras, lo que marca un precedente respecto de nuevas alternativas de atención”, indicó Ricardo Salazar Cabrera, Director del Hospital San Camilo.

De esta manera, la alianza entre padres y el establecimiento permitió encontrar una solución novedosa a un problema que se veía sin salida, pero que con la buena disposición de las partes, permitió que decenas de menores continúen con una atención de calidad y por sobre todo, humana y al servicio de la gente.